Historia

Oliva de Plasencia esconde en sus rincones tesoros históricos como el Palacio de los Condes de Oliva. Obra del siglo XVII que presenta una planta cuadrangular alargada con dos cuerpos de ladrillo de ventanas adinteladas. Se accede al interior por medio de una puerta de cantería decorada con almohadillado y pirámides luerrerianas.

Otro edificio significativo es la Parroquia de San Blas, antigua fábrica renacentista construida a base de sillería granítica y mampostería. Conserva una notable torre a los pies del templo. Igualmente admirables resultan el Ayuntamiento del siglo XIX y un magnífico milliario de la Vía de la Plata datado en la época del emperador Adriano.

Los visitantes pueden disfrutar de "Camino de Cáparra", sendero que atraviesa un paisaje de dehesa silencioso e impactante desde el que se pueden admirar las célebres ruinas romanas de Cáparra, así como las recientes excavaciones arqueológicas llevadas a  cabo dentro del Proyecto Alba Plata, que incluye la creación de un albergue turístico en una casa popular en el municipio de Oliva de Plasencia que está muy próximo a las ruinas romanas.